Zinedine Zidane ha preparado entrenamientos personalizados a sus jugadores para que los completen en sus respectivos domicilios durante la cuarentena a la que deben someterse, tras el positivo por coronavirus del jugador de baloncesto Trey Thompkins y el cierre de la ciudad deportiva del Real Madrid.

El técnico del Real Madrid fue quien anunció a sus jugadores que se suspendían los entrenamientos, antes incluso de conocer el parón en el fútbol español, tras ser informados todos los trabajadores del primer equipo de lo ocurrido con Thompkins por Niko Mihic, jefe de los servicios médicos del Real Madrid.

Publicidad

Compartir en la Ciudad Real Madrid zonas comunes los equipos de fútbol y baloncesto, como el comedor o las salas de recuperación, el riesgo de contagio de los jugadores de Zidane ha sido alto por lo que inmediatamente pasaron a una fase de aislamiento bajo la atención médica a distancia por médicos del club.

Los futbolistas no entrenaron este jueves y se marcharon a sus domicilios. Deben comunicar al cuerpo médico los síntomas que van teniendo los próximos días en el inicio de la cuarentena a la que deben someterse los próximos veinte días. Y si no presentan ninguno podrán completar los entrenamientos que el cuerpo técnico les facilita a diario para mantener un buen tono físico y estar en condiciones en el momento en el que regrese la competición.

Dada la situación, el director general del Real Madrid, José Ángel Sánchez, se personó en la ciudad deportiva para reunirse con la plantilla y el cuerpo técnico, mostrar el total apoyo del club e iniciar la notificación de lo ocurrido a los estamentos que horas después hicieron oficial la decisión de paralizar el fútbol.

EFE.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here