A raíz de la para obligatoria de las actividades futbolísticas en Colombia, muchos clubes han tenido que tomas decisiones drásticas con el plantel profesional de jugadores: unos han reducido gran porcentaje del salarios, otros suspendieron contratos y muy pocos, como Atlético Nacional, han terminado contratos de manera anticipada.

Y si la situación continúa de esta manera y no hay un horizonte claro para el retorno de la Liga BetPlay, las directivas de los clubes van a tener que tomar decisiones más drásticas para proteger el futuro económico.

Publicidad

No solamente los planteles profesionales se van a ver afectados, también las categorías juveniles de los equipos van a tener inconvenientes económicos y deportivos.

En una charla con el #GranComboDelDeporte, Sebastián Botero, entrenador de las divisiones menores de Independiente Medellín, reflexionó sobre ambas situaciones y llegó a las siguientes conclusiones:

«El fútbol colombiano necesita de una tercera división urgentemente. En Colombia se pierden muchos futbolistas porque solo tenemos dos categorías»

«Es posible que esta generación de futbolistas, que han tenido que vivir esto, tenga un retraso en el proceso formativo, que puede ser perjudicial para muchos. El futbolista de talento debe sobreponerse y recuperar el tiempo perdido»

«Esta experiencia nos ha mostrado que los clubes no están preparados para tener futbolistas tan sosos, se han tenido muchos problemas por responder a esos salarios. Quizás tenemos que apostar más a lo que nosotros producimos. Como país tenemos que reconocer el tipo de fútbol que tenemos»

«Los clubes son los que tiene que tener los criterios de viabilidad. Los salarios deben ser acordes a lo que vivimos en el fútbol colombiano. No estamos libres de que esto vuelva a suceder. Los clubes deben ser más cautos a la hora de hacer contratos».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here