El delantero que pasó por Atlético Nacional llegó al club motilón a comienzo de año ya arregló su desvinculación del club cucuteño y expresó que tiene un manejo muy desorganizado.

Escobar habló con Caracol Radio y apuntó» Me deben tres meses, pero en Cúcuta firmas dos contratos, uno blanco y uno negro, entonces ponerme a pelear con ellos es perder mi tiempo».

Publicidad

Frente a la pregunta por lo que había hablado con José Augusto Cadena su respuesta fue jocosa:«¡Ni a bala, ese man no contesta!». Además explicó que ni el correo electrónico le responden, el jugador cree que está bloqueado para evitar la comunicación.

Manga Escobar ya se encuentra en su casa con entrenamiento por su cuenta, a la espera de ofertas y como lo hicieron otros en el pasado fue otra víctima de los incumplimientos salariales en el cuadro Cúcuta Deportivo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here