Previo al primer clásico femenino Hernán Barcos tuvo un bonito gesto con todas las jugadoras del club. El pirata se acercó a la concentración para pasar un rato con ellas y darles algunos consejos.

Barcos le regaló un par de guayos a cada una de las dirigidas por Diego Bedoya y se mostraron muy emotivas con el argentino. Carolina Arbelaez, capitana del equipo, tomó la vocería y se dirigió al delantero para agradecerle.

Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here