Este artículo no compromete necesariamente la posición del medio y todo lo plasmado en él es responsabilidad del autor.

Por: Juan Camilo Villa

La era Queiroz comenzó con una discreta victoria 0 – 1 contra un brioso seleccionado japonés que ante su público dificultó mucho las cosas para la tricolor, quien en las estadísticas ganó la posesión con el 58%, pero una tenencia inofensiva. En el inicio del juego tuvo bastantes dificultades con su pareja de centrales y primera línea de volantes.

Para salir del fondo, Barrios y Lerma se posicionaban en alturas diferentes, metiéndose Wílmar entre los dos centrales y ubicándose Lerma cerca de la primera línea de volantes de Japón para estirar el equipo, siendo Helibelton y Deiver las principales alternativas para salir, pero sus actuaciones imprecisas impidieron que esto se desarrollara con éxito, volviendo la gestación predecible, sosa y fácil de anular por un conjunto asiático que complicó severamente con la intensidad para recuperar.

James, a diferencia del ciclo anterior, se notó más desconectado del juego, con Pékerman tenía libertad para moverse e inclusive a veces iba por la pelota hasta la zona defensiva para llevarla hasta el arco rival. Con Queiroz parece ser que a petición fue recibir a espalda de los volantes de marca rivales, más cerca a zona de gol y no sufrir tanto desgaste, haciéndolo más liviano y menos revulsivo en el juego.

Los extremos Muriel y Villa fueron el día y la noche, teniendo ‘Lucho’ un gran partido, individualmente muy seguro, desequilibrante y con la potencia habitual, mientras que el antioqueño estuvo impreciso, desentonó del ritmo del partido, se notó ansioso y no pudo hacerse importante en el certamen. Además, desperdició una opción clara tras pase de Muriel al minuto 3′ estrellándola en el palo de frente al arco. Fue el primer cambio y precisamente desde allí mejoró el equipo, con el ingreso de Duván Zapata.

Japón tuvo opciones claras de gol en el primer tiempo donde fue superior a los nuestros, pero una actuación más que aceptable de Camilo Vargas por un lado lo evitó y por otro dejó una sensación de tranquilidad ante la duda que siempre ha estado ante la posibilidad de que faltara David Ospina. El bogotano estuvo a la altura y ratificó el nivel mostrado en el Deportivo Cali, inlcusive tuvo la franja de capitán en los minutos finales.

Para la segunda parte los ‘samurais’ redujeron la intensidad y perdieron terreno, sumado al ya mencionado ingreso de Zapata, modificando el módulo de un 4-2-3-1 a un 4-2-2-2 con James un poco recostado a la derecha, donde lució mejor y se abrió una carretera bien aprovechada por Helibelton. Esto también liberó a Falcao del trabajo sucio con la defensa y comenzó Colombia a arrimarse al arco nipón, tanto que en un remate de Duván se produjo la mano del defensor japonés que otorgó el penal bien ejecutado por Radamel y encontrando allí el tanto de la victoria.

Otra variante interesante fue el ingreso de Luis Diaz por Muriel (79′), refrescando la banda y encarando con personalidad tal y como lo hace en su club, estrellando inclusive un balón el horizontal. Ingresó Matheus Uribe, tal vez un poco tarde, por Falcao García (82′) y volvió a cambiar el módulo para un 4-4-1-1 con Uribe a la derecha, James suelto y Zapata bien definido en punta. Finalmente ingresó el que la está rompiendo en el fútbol escocés, Alfredo Morelos por James (87′), para acompañar a Duván en el ataque y en dos jugadas dio muestras de la confianza con la que anda.

Fue mejor la segunda parte que la primera, sin duda, pero soprendió el haber aguantado la pareja de volantes de marca teniendo tanta pobreza para genera juego con dos elementos del mismo corte defensivo. Cuellar o Matheus podrían ser una solución a esa falencia, pero es apenas normal en un técnico que está conociendo sus dirigidos que trate de asegurarse y busque solidez

Colombia ganó y eso siempre será positivo, le hicieron falta los jugadores lesionados y aun no encuentra su lateral izquierdo. Queiroz tiene bastante trabajo para hacer lucir a una gran generación de futbolistas y tendrá otra prueba el próximo martes a las 6:00 de la mañana ante Corea del Sur.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here