Ramón Díaz había firmado su contrato como nuevo director técnico de Botafogo el 10 de noviembre y el 27 del mismo mes fue notificado que no seguirá en su cargo. El motivo de la decisión fue porque el argentino no estaba en condiciones de dirigir hasta el 7 de diciembre debido a una cirugía que se había realizado en Paraguay de la cual sigue recuperándose y el equipo está en puestos de descenso.

Durante su estadía en el club su hijo y asistente técnico Emiliano Díaz estuvo desde la raya con su otro asistente Osmar ‘Malevo’ Ferreyra y cosecharon tres derrotas por 2-1. El club se encuentra en el puesto 19 del brasileirao y considera que no puede esperar más.

Publicidad

En lugar del ‘Pelado’ Díaz fue nombrado Eduardo Barroca, un hombre de mucha experiencia en las divisiones menores del equipo de Rio de Janeiro que luchará por no perder la categoría.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here