El uso de vehículos eléctricos, bicicletas y redes peatonales, así como sistemas de transporte inclusivos, pueden transformar las ciudades al acercarlas a una movilidad más inteligente y sostenible, afirmaron expertos durante la feria «Trafic Latinoamérica».

La feria Trafic Latinoamérica 2019, tras quince ediciones realizadas en Madrid, llega por primera vez a la región y se realizará en Plaza Mayor desde el 13 hasta el 15 de junio

Publicidad

Según los ponentes del «Foro de las Ciudades: Diálogos Medellín», los vehículos se han apoderado del espacio público por lo que es urgente recuperarlo para las personas con propuestas que encajen en la movilidad del futuro.

«Tenemos que cambiar y movernos hacia sistemas más inclusivos que eleven el carácter social», expresóel Secretario Nacional de Movilidad Urbana de Brasil, Jean Carlos Pejo.

En ese sentido, destacó la transformación de la ciudad luego de conocer el funcionamiento de sus cables aéreos, integrados con el Metro, Metroplús y tranvía para conectar a los barrios de la periferia.

«Vi a niños libres y felices en zonas donde antes había generación de violencia», acotó.

A su juicio, en una «pirámide» de retos en el tema de movilidad, países como el Brasil deben buscar una «mejor condición para los peatones», con redes que faciliten su desplazamiento, para luego enfocarse en «el transporte no motorizado con bicicletas y ciclovías».

Sobre la experiencia brasileña, Pejo resaltó el funcionamiento un programa «bastante fuerte» en electromovilidad que busca reemplazar paulatinamente a los vehículos.

Ese tipo de apuesta también fue defendida por el alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, como una solución a los problemas de contaminación que en esa urbe mejorarán con la llegada en los próximos meses de 64 autobuses eléctricos.

Además, proyectan que en el transcurso de los próximos tres años estén circulando por las calles 3.500 taxis eléctricos.

«Hay que tomar decisiones con rapidez», señaló el mandatario, y agregó que a partir del 2030 Medellín debe tener «muchas zonas» libres de combustibles fósiles.

Sobre el impacto que traen los sistemas integrados, destacó que permiten «hacer visibles» a las comunidades que habitan las laderas, que ahorran dinero a transitar con un solo billete y reducen sus tiempos de desplazamiento.

«Si hay alguna forma para cerrar brechas sociales, es invirtiendo en sistemas de transporte», apostilló Gutiérrez.

El secretario técnico de la Red de Ciudades por la Bicicleta de España, Nacho Tomás Ruiz, destacó el equilibrio que se consigue en las ciudades a nivel de sostenibilidad cuando optan por «quitarle fuerza» al coche para utilizar medios de transporte más amigables.

«La bicicleta de un plumazo nos quita contaminación, nos hace las ciudades más sanas y nos quita los atascos, además de atacar el sedentarismo», declaró Tomás.

Opinó que la transformación tendrá un mejor efecto con una labor de formación y educación con los niños para «ponérsela difícil» a los carros e ir más allá de las bicicletas públicas.

«Hay que lanzarse a usar la carretera», sostuvo el experto, y subrayó que con unas «buenas ciclorutas y bien conectadas conseguiremos ciudades más amables».

En la feria son exhibidas innovaciones como el tren liviano «Aeromovel» de la compañía brasileña Aerom y las barreras de contención vial de madera de la chilena Tertu, mientras que la empresa estadounidense Aimsun presentó en Medellín dos aplicaciones de software para la gestión del tráfico.

EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here