«El Barcelona quería que yo jugara para su equipo B. Pero mi deseo era quedarme y ganar la Copa Libertadores. Después de eso no quería ir a un equipo de reserva», confesó para ‘The Mirror’  el central nacido en Caloto, Cauca, que tenía sus retos y sus tiempos bien medidos.

Lo primero era triunfar con Nacional, el equipo que lo vio crecer como profesional y lo potenció a ser un defensor de talla internacional. Logró obtener el título de Libertadores, dos Ligas, dos Copa Colombia y una Súper Liga.

«Comencé a entrenar como mediocampista en Nacional, pero fue muy competitivo. Pedí jugar para la Sub-20 para tener más tiempo de juego, pero finalmente la única posición en la que iba a obtener ese tiempo de juego era en el centro de la defensa. Así que empecé a jugar allí y comencé a mostrar las cualidades que tengo ahora. Juan Carlos Osorio me dijo, esta es tu posición. Tienes el personaje, tienes el ritmo y tienes las cualidades de liderazgo para jugar allí”.

Ese 2016, donde ganó la copa más importante de América, también logró ser convocado por primera vez a la Selección de mayores por José Pékerman y dar el brinco a Europa, haciendo parte de las filas de Ajax.

«Creía en mis cualidades y creía que podía jugar en su primer equipo. No fue solo el Barcelona el que me quería. Cuando tenía 17 años el Sevilla vino por mí. A los 18 años el Valencia y a los 19 el Villarreal”, aclaró.

Hoy, aquel jugador que fue impulsado por el ‘Profe’ Osorio a la titular verdolaga es titular indiscutible para Pochettino, alentado colectivamente por el ‘Hotspur Stadium’ y convocado sin falta a los ciclos de la Selección Colombia, donde ya es el referente de la primera línea.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here