El partido de ida de Copa Sudamericana entre Fluminense y Atlético Nacional no solo dejó un sorpresivo resultado, también le mostró al mundo una nueva revelación del fútbol, que con tan solo 17 años hizo lo que quiso con la defensa del equipo paisa.

João Pedro ahora es ovacionado cada vez que juega en el estadio Maracaná, su nombre está en toda la prensa de Brasil y, quizás, en la de todo el mundo. El jovencito nacido en Ribeirao Preto, São Pablo, tiene impresionado a los seguidores del fútbol:  ha aparecido en diez partidos como profesional y en total ha marcado siete goles. Frente a Nacional fue su primer encuentro internacional y la responsabilidad no le quedó grande.

Publicidad

João Pedro es un diamante en bruto que ya tiene dueño. El Watford de Inglaterra se hizo con los derechos del delantero centro que domina bien las dos piernas, va bien en juego aéreo, tiene velocidad y en su corta edad a punta a tener un gran futuro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here